Acepta los cumplidos!!

acepta los cumplidos

Cuántas veces has sentido corte cuando te han dado un cumplido? Seguro que lo primero que has hecho es quitarle importancia al halago, o desviar la atención hacia otras cosas que has hecho no tan bien…o quizás lo que haces es devolver con otro cumplido el “regalo” recibido.

 

De hecho creo que es cultural, y en España tenemos la costumbre de nunca aceptar los cumplidos y de manera automática derivarlos a otras personas, negarlos… ¡y no entiendo el porqué! ¡Los cumplidos son algo muy bonito!

Pero si somos observadores, también nos daremos cuenta que hay otra costumbre muy peculiar, que es la de cuando hay un marrón desviarlo a otra persona :-)

Quizás haya relación?

Volviendo a los cumplidos, no importa cuál es la reacción que tengas, lo importante es el efecto.

Si el cumplido te lo dan de forma sincera y directa, lo normal es que también tendrías que recibirlo de manera sencilla, no crees?

El cumplido tiene la energía de un acto positivo, y debería ser como un dulce para tus sentidos, como una ducha de agua caliente para tu cuerpo.

Así que porque vas a evitar algo que te hace sentir bien?!

Te mereces recibir un cumplido!

Aprende a recibirlo, sonríe, aprende a estar en silencio cuando lo recibes…

Si te cuesta aceptarlo, mi consejo es que lo único que digas es lo que el cumplido te hace sentir: siento vergüenza, estoy sin palabras, me he quedado abrumado,…

Expresando el efecto que tiene en ti, hará que con el tiempo evites la tendencia de omitirlo, desviarlo o ignorarlo.

Lo que importa al final de un cumplido es que tu autoestima va subiendo a medida que te permites aceptarlos, la energía del cumplido hace su labor en tu cuerpo y tu enfoque irá más dirigido hacia lo bueno.

Intenta ser consciente de los regalos que recibes de las otras personas cuando te dan sus cumplidos, porque los cumplidos son única y exclusivamente para ti.

Qué hacer cuando recibas un cumplido la próxima vez?

Párate, permanece en silencio y observa lo que produce en ti. Siéntelo directamente en tu cuerpo y acéptalo. Respira tranquilamente y agradece, sin decir nada más.

Y si aún así quieres devolver el cumplido, espera a otro momento, en otra situación, para tranquilamente hacer el cumplido a esa persona. De esta manera la energía y la positividad de ese cumplido también podrá ser recibida por esa persona con todo su valor.

 


Dejar comentario